Publicitat
Esports

Estreno en la categoría de un nuevo Isur Ciutat de Terrassa

Tras haber firmado una campaña espectacular de la mano de Raúl Serrano, el primer equipo de la ciudad, el Isur Ciutat de Terrassa, debutará hoy a las ocho de la noche en Sabadell en la Segunda División "B", la tercera categoría en importancia del fútbol sala español. El club ha dado las riendas del equipo a Toni Torres, un técnico de 37 años que llega a Terrassa procedente del Castelldefels. La remodelación en la plantilla egarense ha sido notable. Sólo siete jugadores continúan en relación a la temporada pasada, mientras que los nueve restantes son nuevos.

La plantilla se ha reforzado con los porteros Jordi Hinojosa y Yeray Guardia, los cierres Sebastián dos Santos, Sergio Blanco y Sergi Amores, los alas Oussama Chefraou, Víctor Amores y Borja Blázquez y el ala-pívot Carlos Fernández. Dos Santos y Fernández han llegado procedentes del Castelldefels, el equipo que entrenaba Toni Torres la temporada pasada.

La media de edad del equipo se acerca a los 27 años. Los jugadores más veteranos son los exepiquistas Dani Hernández, Carlos Reche y Toni Chevarría, que continúan en relación a la temporada pasada, mientras que el más joven es el ala Borja Blázquez, que ha llegado procedente del Gavà. A priori, los tres jugadores de más calidad que ha incorporado el Isur son Yerai, Sergi Amores y Oussama.

El nuevo entrenador del primer equipo, Toni Torres, tiene muy claro cual es el objetivo principal para esta temporada. "Somos un equipo recién ascendido y aspiramos a mantenernos. El día a día nos irá marcando el lugar que merecemos ocupar en la tabla", señala.

De los dieciséis equipos que integran esta temporada el grupo catalán de la Segunda División "B", los tres últimos perderán la categoría. Evitar el descenso es el principal objetivo de los terrassenses, que aspiran a consolidarse durante varias temporadas en esta Liga. Nadie tiene el ascenso garantizado. El campeón deberá disputar un "play off" para subir. Asimismo, los tres primeros se clasificarán para disputar la próxima Copa del Rey.

Proceso de adaptación
Sostiene Torres que lo primero que deberá hacer el Isur Ciutat de Terrassa es adaptarse, tanto en relación a la categoría como al propio equipo. "Tenemos nueve jugadores nuevos, así como el propio entrenador. Nos queda todavía mucho trabajo por hacer. Tenemos que conocernos y adquirir los automatismos necesarios. Llegamos bien a este arranque liguero, pero en esta categoría todos los equipos resultarán muy exigentes", apunta.

Hoy, a Sabadell
El primer partido de la temporada no será nada sencillo para el Isur Ciutat de Terrassa, que jugará a las ocho de esta noche en el pabellón municipal de Can Balsach ante un CN Sabadell entrenado por los terrassenses Diego Blanco y Ramon Cañellas. Toni Torres afronta el partido del estreno con las ausencias del ala Borja Blázquez y el pívot Pol Montserrat. El primero se recupera de una fascitis plantar y el segundo de una distensión en el tobillo. Oussama Chefraou, además, estará ausente por motivos personales.

"El CN Sabadell es un equipo que ya conoce la categoría y además se ha reforzado bien. Nosotros tenemos que adaptarnos aún a esta Liga. En este sentido y por el hecho de jugar en casa, considero que los favoritos son ellos. Saldremos siempre a competir y no daremos nunca nada por sentado", apunta Torres. En la segunda jornada, el Isur recibirá al Cerdanyola en el pabellón municipal de Sant Llorenç.

Quiere el técnico del Isur que la seña de identidad de su equipo sea tratar bien el balón. "Nos gusta apostar por un juego elaborado, no por un fútbol sala más directo. Es la manera de jugar que intentaremos inculcar también al resto de equipos de la entidad", explica.

El butlletí matinal del diari, Bon Dia Terrassa
Cada matí al teu correu. Gratis.

Llegeix la nostra política de privacitat per a més informació.

Publicitat
To Top