Publicitat
Esports

Una categoría muy renovada

La temporada pasada, la Tercera Catalana estaba integrada por siete equipos locales. En el actual ejercicio, la presencia local se ha visto reducida a cuatro: San Lorenzo, Sant Pere Nord, Viladecavalls y Matadepera "B". El filial matadeperense es el único recién llegado a la categoría tras conseguir ascender. Los otros tres equipos ya estaban en Tercera la pasada campaña. Y otros cuatro ya no están. La EF Bonaire y el Pueblo Nuevo 2002 descendieron y el Juan XXIII y el Can Parellada acabaron subiendo.

De una u otra forma, el objetivo de los cuatro representantes del fútbol local en Tercera Catalana es acabar la temporada lo más arriba posible y en algún caso perseguir el ascenso a Segunda Catalana si es posible. Todos ellos han quedado encuadrados en un solo grupo, el séptimo. Mañana entrarán en juego tres de ellos. A las 12.15 del mediodía, el San Lorenzo recibirá al Súria. A las 16.30 de la tarde, el Viladecavalls se medirá en casa al Fruitosenc, mientras que el Sant Pere Nord jugará a la misma hora en el campo del Puig-reig. El cuarto conjunto en liza, el Matadepera "B", ha visto aplazado su partido con el Navàs a petición del rival, que no tenía fichas suficientes para comenzar la Liga. Este duelo de la primera jornada se ha fijado para el jueves 1 de nociembre a las cinco de la tarde en Matadepera.

Los dos favoritos
Atendiendo a la clasificación de la temporada pasada, San Lorenzo y Viladecavalls son los dos equipos que más opciones tienen de ascender. Acabaron segundo y tercero en sus respectivos grupos. El San Lorenzo estrena entrenador. Jordi Pérezha sido el elegido para devolver al equipo a Segunda. "Intentaremos luchar por igualar el resultado de la temporada pasada y si se puede subir directamente", señala el exjugador terrassense, que había pasado las cuatro últimas temporadas desempeñando diferentes funciones en la EF Manu Lanzarote.

Pérez ya sabe lo que es jugar una promoción con el San Lorenzo. Perdió una a Primera Regional ante el Premià de Mar por un solo gol de diferencia hace seis temporadas. "Se ha mantenido el bloque de la temporada pasada con algunos refuerzos, pero nuestro principal hándicap es que hemos hecho una pretemporada muy corta. Veremos si somos capaces de competir bien", apunta Pérez, cuya plantilla presenta seis novedades.

El Viladecavalls es el equipo de la categoría que más ha cambiado de cara. Se ha rejuvenecido de forma notable con dieciséis incorporaciones, la mayoría de ellas procedentes del Jabac y el San Cristóbal, club con el que tiene suscrito un acuerdo de colaboración. "Como todos los equipos, queremos acabar lo más arriba posible. Intentaremos estar en la lucha por el ascenso y conseeguir lo que no conseguimos la pasada temporada", señala Santi Casado, que vivirá su segunda campaña al frente del conjunto de Viladecavalls. "Tenemos un equipo muy joven y prácticamente nuevo. Pero lo que nos falta en veteranía intentaremos suplirlo con ganas y velocidad", apunta el técnico.

El Sant Pere Nord intentará mejorar el noveno puesto del año pasado. Su segundo entrenador, Ramon Moya, entiende que hay que "consolidarse en la categoría" en el año en que el club festejará su primer medio siglo de existencia.

Por último, el recién ascendido Matadepera "B" no descarta estar arriba. Juan Sánchez, el artífice del ascenso, sigue en el banquillo. Entiende que "el salto de categoría será notable" pero confía en que sus futbolistas lo noten lo mínimo posible. Tras ver aplazado su partido, debutará el día 9 en Súria.

El butlletí matinal del diari, Bon Dia Terrassa
Cada matí al teu correu. Gratis.

Llegeix la nostra política de privacitat per a més informació.

Publicitat
To Top