Publicitat
Terrassa

La cartografía histórica de la ciudad, con tan solo un click

Los ciudadanos interesados en conocer, por ejemplo, el plano de la ciudad de Terrassa del año 1925 lo tienen desde ayer mucho más fácil. Con acceder a la página web del Ayuntamiento y hacer un click en el icono de la cartografía municipal podrán obtener esta información y otras adicionales. Como, por ejemplo, quién es el autor del documento, una descripción de su contenido y el archivo donde se halla.

Esto es posible gracias al trabajo de digitalización que, con mucho entusiasmo, han realizado los equipos de los archivos locales y que ayer fue presentado a los medios de comunicación por el teniente de alcalde Servicios Generales y Gobierno Abierto, Alfredo Vega, junto a Jesús Romero, jefe de servicios de Información geográfica y población, y Teresa Cardellach, responsable de archivos.

El nuevo recurso cartográfico on line no está cerrado pero ya dispone de 350 documentos, la mayoría de estos (doscientos) son mapas y el resto, fotografías. El fondo abarca desde 1850 hasta 1990 porque a partir de esa década ya se materializó en digital. Subayar, pues, la importancia de la colección en tanto que reúne documentos de gran valor histórico que hasta la fecha sólo se podían consultar en papel en los centros archivísticos de la ciudad, el administrativo y el Històric i Comarcal. También hay en el fondo material procedente de otras administraciones como el Institut Cartogràfic de Catalunya.

Revalorización
El teniente de alcalde de Servicios Generales y Gobierno Abierto, Alfredo Vega, elogió en el acto la tarea llevada a cabo y significó que, por ese motivo, la habían presentado en el Día Internacional de los Archivos. Para el edil, es una oportunidad para dar a conocer estos centros de documentación y conocimiento. "Los archivos forman parte de nuestro imaginario colectivo y es necesario difundir su labor y situarlos donde corresponde".

La nueva herramienta quiere ser de gran utilidad para profesionales relacionados con el urbanismo y la arquitectura y también para historiadores e investigadores y ciudadanía en general. En este sentido Cardellach remarcó que "hasta ahora teníamos el papel pero todo ello puesto en línea ofrece unas posibilidades de explotación infinitas en cuanto a información y también porque esta información es muy precisa". La responsable de archivos señaló también que es provechoso para pedir una cédula de habitabilidad. Los participantes en el acto acompañaron su presentación con una pantalla de fondo y pusieron ejemplos concretos. A pocos metros sobre una gran mesa se exhibían algunos documentos en papel como el plano de Terrassa de 1931 del arquitecto Melcior Vinyals en soporte de tela. "Una joya", calificó Cardellach. Los tiempos cambian.

El butlletí matinal del diari, Bon Dia Terrassa
Cada matí al teu correu. Gratis.

Llegeix la nostra política de privacitat per a més informació.

Publicitat
To Top