Publicitat
Terrassa

Núria Cadevall y Lluís Navarro han hecho los mejores pesebres familiares

En el año del 75 aniversario de la Agrupació de Pessebristes de Terrassa, el primer premio del "87è Concurs de Pessebres de Terrassa i Comarca", en la categoría de familiares de estilo "popular" (elaborados con corcho y musgo) ha correspondido a la nieta de unos de los fundadores de la entidad, Núria Cadevall Riera, de 29 años, que lo es de Jacint Cadevall, de 91 años. "Evidentemente, por mi abuelo, existe en mi familia una gran tradición de hacer el pesebre", explicó ayer Núria Cadevall a este diario. "De niña, había participado en la categoría infantil del concurso, con pesebres que realizaba con mis hermanos. Desde hace un par de años me presento en la categoría familiar, haciéndolos yo sola. Ya en el anterior gané un accésit".

Núria Cadevall ha construido este diorama en la azotea de su domicilio, en una parte cubierta, "aunque si se mojara con la lluvia, al ser de corcho y musgo, tampoco se deteriora". Una mesa de unos ochenta centímetros de ancho por un metro de largo sostiene un paisaje con la cueva, un río, montañas y, al fondo, las figuras lejanas de los Reyes Magos en camino hacia el Nacimiento.

Una huida de Egipto
En el pesebre ganador del primer premio también de la categoría familiar, pero de tipo artístico no hay Nacimiento. El diorama de Lluís Navarro Salvador, de 56 años, escenifica la huida de Egipto, con un pueblo hebreo de las montañas, sus calles, sus luces. "La cueva con el Nacimiento la tengo en otra parte de la casa", señala este pesebrista santcugatense. Reconoce haberle dedicado al montaje muchas horas de trabajo, "que empezaron cuando saqué el del pasado año".

Pese a su condición de santcugatense, Navarro concurre cada año en el concurso de Terrassa y no en el de su ciudad, porque éste "no es tan popular, además de que muy a menudo estamos por Terrassa. Mis hijos me apuntaron, por primera vez en 2013, y desde entonces he participado y cada año he tenido algún premio o accésit".

El jurado puede otorgar en cada categoría un segundo premio motivado por alguna característica relevante. En la de familiares, lo ha concedido al pesebre del matadeperense Rafael Martínez Torró, de 63 años, al calificarlo de "más original". Es un montaje de grandes dimensiones, unos tres metros cuadrados, que incluye "un molino con sus hélices que giran, un cubo que sube y baja, dos prensas (una que aplasta y otra que gira), un burro que tira de una rueda de molino". Todo mecanizado y en movimiento perpetuo "gracias a unos pequeños motores , y todo hecho con espuma que simula las rocas de una montaña", nos comenta su autor.

No hay que explicar más para comprender la originalidad de este pesebre, y también las muchas horas de trabajo que lleva dentro. Martínez Torró lo comenzó en febrero. "Iba haciendo cuando tenía ganas, y en ocasiones me he podido pasar un día entero trabajando en él. Por cierto que lo ‘destrocé’ tres veces. Cuando lo iba desarrollando y me salía una idea nueva, deshacía casi todo lo que tenía hecho y empezaba de nuevo."

Esta es la primera ocasión en que participaba en el concurso de Terrassa. "Siempre lo hacía en el de Matadepera, pero este año no lo han organizado. De modo que encontré que en Terrassa existía una Agrupació de Pessebristes, y me inscribí en el suyo."

Aumento de la calidad
Santiago Pascual, Pep Baldomà, Josep Maria Lanau y Pep Bordas han sido este año los miembros del jurado. Los días 21, 22 y 23 de diciembre pasaron a ver los pesebres escolares, y el 27, 28 y 29, los de las otras categorías. El miércoles por la noche se reunieron para emitir el veredicto de una edición que ha contado con un total de 35 participantes, exactamente el mismo número que la anterior, pero "con un mayor nivel de calidad", señala Pascual, presidente del jurado.

Aproximadamente una mitad de los participantes repetían, y la otra eran nuevos, "y algunos van muy fuertes de calidad. Nos ha concursado gente nueva y muy buena".

La entrega de premios tendrá lugar el día 19, a las seis de la tarde. Será en la sala Muncunill, que acoge la exposición conmemorativa del 75 aniversario de la Agrupació de Pessebristes de Terrassa.

EL VEREDICTO

Categoría familiares
Núria Cadevall Riera. (Terrassa) Primer premio del tipo popular

Lluís Navarro Salvador. (Sant Cugat del Vallès). Primer premio del tipo artístico

Rafael Martínez Torró. (Matadepera) Pesebre más original

Categoría entidades
Parroquia de Sant Josep. (Terrassa.) Primer premio.

Parroquia de la Santa Creu. (Terrassa) Pesebre "más impactante"

Categoría escolares
Escola Petit Estel-La Nova (parvulario). (Terrassa). Primer premio.

Escola França. (Terrassa) Mejor pesebre con material reciclado

Número total de participantes: 35

Publicitat
To Top