Publicitat
Esports

Fin al trayecto más duro 

Fichó por el San Cristóbal a finales del mes de junio pasado y, poco antes de iniciarse la temporada, una grave lesión, una rotura del ligamento cruzado y del menisco de la rodilla izquierda, le dejó apartado de los terrenos de juegos casi todo el año. El pasado domingo, en el encuentro de su equipo ante el Sants, el delantero Juan Pablo Sepúlveda, conocido futbolísticamente como Juanpi, volvió a los terrenos de juego para disputar sus primeros quince minutos de 2019.

El técnico del conjunto parroquial, Oliver Ballabriga, que al final del encuentro dijo que la reaparición de este jugador "ha sido la mejor noticia" de la jornada, ya le había convocado en los dos anteriores compromisos ligueros del equipo, en casa ante el Ascó y fuera ante la Pobla de Mafumet, pero tuvo que esperar un par de semanas para vivir de nuevo la sensación de sentirse futbolista. "Después de diez meses, volver a reaparecer ha sido una experiencia muy bonita y estoy muy contento", señala el atacante, que también admite que veía complicado poder vestirse de corto esta temporada.

"La verdad es que lo veía complicado pero con el paso de los entrenamientos me iba viendo bien y he podido estar a punto para estos últimos partidos". El delantero del San Cristóbal reconoce que "los compañeros me han ayudado mucho y me han apoyado, y esto también es importante" y añade que "ahora ha pasado todo lo más importante y lo he pasado mal, lógicamente pero ahora estoy contento y hay que tirar hacia adelante con lo que viene". Le quedan tres partidos de Liga para poder participar un poco más.

Juanpi, sobre su posible continuidad en el club egarense la próxima temporada asegura que aún no ha hablado con el club, aunque admite que le gustaría continuar. "Estoy muy satisfecho con el trato que me han dado en el club y se han portado muy bien conmigo", apunta el delantero del San Cristóbal.

Feliz con el trato
En definitiva, afirma sentirse en deuda moral con la entidad parroquial por la forma en la que se abordó su lesión y el trato recibido desde el primer minuto, y explica que "visto lo que hay en el fútbol catalán, muchos equipos, si te lesionas al principio de la temporada, te echan, y aquí esto no ha sucedido y no ha sido el caso y me siento en deuda" con la entidad.

Se ha sentido tratado "como si hubiera jugado todo el año" y ha vivido la temporada junto al resto de la plantilla, "como uno más" y no se ha sentido para nada desplazado pese a su lesión. En el debut no salió a jugar temeroso por la grave lesión que sufrió en la pretemporada,aunque explica que "me han dicho que salga con cuidado".

El butlletí matinal del diari, Bon Dia Terrassa
Cada matí al teu correu. Gratis.

Llegeix la nostra política de privacitat per a més informació.

Publicitat
To Top