Publicitat
Diners

La primera incubadora europea de Impresión 3D está a punto de arrancar

La primera incubadora europea de Alta Tecnología en Impresión 3D Factory Incubator, que promueven el Consorcio de la Zona Franca (CZFB) y la Fundación del centro tecnológico terrassense Leitat, con el apoyo de la Fundación Incyde y los fondos europeos Feder, está a punto de arrancar. Para principios de este año está anunciada, aunque aún sin fecha oficial, la inauguración de este centro tecnológico pionero que a lo largo de los próximos cinco ejercicios acogerá a un centenar de empresas. La convocatoria empresarial que lanzó el Consorci este verano para ubicarse en este centro recibió (el plazo terminó el 31 de diciembre) más de treinta peticiones de instalación por parte de startups y empresas interesadas en desarrollar proyectos de impresión aditiva 3D.

El D-Factory Incubator podrá prestar servicios de manera simultánea a 25 o 30 iniciativas vinculadas con la impresión 3D, además de incubar proyectos de manufactura aditiva de aquellas empresas seleccionadas entre las que han presentado convocatoria. El centro donde se ubicará la Incubadora 3D tendrá una superficie de 600 metros cuadrados del edificio de la sede del Consorcio de la Zona Franca (en la avenida Parc Logístic) para oficinas, espacios de coworking, un área de formación y laboratorios equipados con impresoras 3D de última generación. La inversión necesaria para adecuar las instalaciones, la compra de equipamiento y la prestación de servicios asciende a casi tres millones de euros.

Financiación
La incubadora de alta tecnología para el fomento de la innovación y la transferencia tecnológica 3D a las empresas y micropymes está cofinanciada al 50% por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional dentro del programa operativo plurirregional de España Feder2014-2020. De esta manera, el proyecto de 3DFactory aspira a ser la incubadora europea de referencia de este tipo de proyectos.

En paralelo a la puesta en marcha de la incubadora de impresión en 3-D, el Consorci de la Zona Franca impulsa el proyecto D Factory, con naves industriales de última generación que ocuparán inicialmente 17.000 metros cuadrados de superficie y que al final de su desarrollo llegará hasta los 100.000 metros cuadrados. En este proyecto, un hub tecnológico para nuevas tecnologías de la economía 4.0, el Consorci invierte inicialmente 17 millones de euros y busca socios empresariales para que le acompañen en esta iniciativa. El terrassense Pere Navarro, ex alcalde de Terrassa y actual delegado del Estado en el CZFB, explicó los planes inmediatos de esta institución participada por el Estado español y el Ayuntamiento de Barcelona. El responsable del Consorci sostiene que el CZFB tiene tres elementos clave en su ADN: "la voluntad de anticipación en la promoción económica del área metropolitana de Barcelona, el compromiso social demostrado constantemente y el espíritu de concertación y sumar esfuerzos tanto entre administraciones, como entre el sector público y privado".

El butlletí matinal del diari, Bon Dia Terrassa
Cada matí al teu correu. Gratis.

Llegeix la nostra política de privacitat per a més informació.

Publicitat
To Top