Publicitat
Terrassa

Estudiar de noche en la biblioteca

Enero es época de exámenes para la mayoría de alumnos universitarios. Muchos de ellos aprovechan la noche para estudiar ya que durante el día tienen otras ocupaciones, se concentran más cuando ya es oscuro o utilizan estas horas para hacer el repaso final antes de una evaluación.
En los últimos años, los que residen en Terrassa debían desplazarse hasta bibliotecas como la del campus de la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB), en Bellaterra, si querían preparar sus exámenes en una sala de estudio que abriera por la noche. Sin embargo, durante este mes de enero, los universitarios podrán acercarse a la Biblioteca Central de Terrassa (BCT), en el número 1 del Passeig de les Lletres, que amplía su horario de apertura después de que una propuesta de las JERC prosperase en el pleno de noviembre.

Así pues, hasta el 30 de enero, el equipamiento prolonga su servicio a partir de las 20.30h hasta las 24h de lunes a sábado. Durante este periodo y horario, la BCT pone a disposición de los usuarios el servicio de biblioteca y los recursos de información, conexión wifi, servicio de internet y préstamo de documentos. Dos profesionales son los encargados de velar para el buen funcionamiento del servicio y atender las peticiones de los visitantes a la biblioteca. Uno de ellos es Jordi Muntanya, que el jueves explicaba que hay mucha gente que va a la biblioteca por la tarde y que ahora, con el servicio nocturno, se queda hasta más tarde.

Los usuarios opinan
En este sentido, la bibliotecaria Elena López comentaba que el lunes, el primer día de la prueba piloto, veintiséis usuarios que habían entrado en el equipamiento por la tarde se habían quedado a partir de las 20.30h, mientras que otras quince personas habían venido por la noche. El jueves, las cifras ya habían aumentado un poco y desde la BCT esperan que lo sigan haciendo en los próximos días, a medida que más gente conozca la iniciativa.

Una de las chicas que ya ha utilizado este nuevo servicio es Laura Fernández, que estudia primer curso de Ciencias Políticas en la UAB. Laura, de 18 años, se concentra más por la noche que durante el día y prefiere estudiar en una biblioteca que en casa, por lo que considera que se trata de una buena iniciativa. Cree que habrá mucha gente que aproveche este servicio y opina que si funciona, se podría extender a las bibliotecas de los distritos. “La biblioteca de la UAB abre 24 horas al día pero así, los que somos de Terrassa, no tenemos que ir hasta allí si queremos estudiar por la noche”, comenta la universitaria.

Nura Asad, Mireia Palet y Marta Clua, de 20 años, también han ido a estudiar de noche en la BCT ya que empiezan exámenes la próxima semana. Nura, que cursa tercero de Enfermería, y Mireia, que estudia Farmacia, conocieron el servicio nocturno por Marta, a quien se lo comentó un amigo. Todas explican que les gusta más estudiar de noche y aseguran que aprovecharán el servicio durante muchos días. “Se está muy tranquilo y puedes concentrarte muy bien”, dice Mireia. Marta, que estudia segundo de Geología, cree que estaría bien que las bibliotecas de los distritos también abrieran de noche. Cuando se les pregunta si les gustaría que la BCT abriera de noche siempre que se trate de épocas de exámenes, las tres responden al unísono “sí, por favor”. Sin embargo, creen que durante el resto del año la gente no utilizaría el servicio nocturno, por lo que no haría faltar prolongar el horario.

Abrir hasta más tarde
Juan Carlos Flores, de 40 años, opina lo mismo. “Estaría bien que se repitiera en otras épocas de exámenes. La gente suele estudiar a última hora por lo que si el horario se prolongase durante todo el año, la gente no lo aprovecharía”, opina. Él también se enteró de la apertura nocturna de la BCT por un amigo. “He venido esta mañana a estudiar, un compañero me ha dicho que también abrían por la noche y he decidido venir”, dice este estudiante de Antropología Social y Cultural. Le va “perfecto” que la BCT abra por la noche durante todo el mes de enero porque tiene exámenes en febrero y de día tiene otras ocupaciones. Cree que se trata de una buena iniciativa aunque le gustaría que cerrarán un poco más tarde. A Dani Puente, de 35 años y estudiante de Criminología, también le gustaría que se repitiera la experiencia y que abrieran hasta las 2h. Estudia por la noche y en la biblioteca ya que trabaja durante el día y en casa no puede concentrarse ya que tiene un hijo pequeño.

Los opiniones de estos universitarios y las de muchos otros quedarán reflejadas en una encuesta que deben rellenar los usuarios de este servicio nocturno y que servirá para valorar la prueba piloto.

El butlletí matinal del diari, Bon Dia Terrassa
Cada matí al teu correu. Gratis.

Llegeix la nostra política de privacitat per a més informació.

Publicitat
To Top