Publicitat
Terrassa

Un cinturón pionero para luchar contra el estreñimiento se ensaya en Terrassa

El Mowoot es una solución médica para el estreñimiento crónico. No es un fármaco, sino un sistema mecánico, novedoso: una suerte de cinturón que masajea el vientre de manera automática. Y el estudio clínico internacional de este producto innovador se hace en nuestra ciudad, en el Consorci Sanitari de Terrassa (CST) y en el hospital universitario Mútua Terrassa. Estos centros y uno de Escocia, el Glasgow Caledonian University, han sido los escogidos por los impulsores del proyecto, la empresa usMIMA, para realizar el ensayo clínico, que esperan tener acabado antes de final de año.

El estudio multicéntrico empezó en el Reino Unido y se ha iniciado en febrero en España. Lo dirige la doctora Immaculada Herrero, socia cofundadora de usMIMA, emprendedora y responsable de la evaluación clínica del producto. La idea de crearlo nació durante un máster de biodiseño, con una inmersión clínica de un equipo de científicos e ingenieros de la empresa en el Instituto Guttmann de Barcelona. En el Hospital de Terrassa y en Mútua se estudiará el efecto del dispositivo en personas con estreñimiento crónico de causa desconocida, mientras que en Escocia se aplica a enfermos de esclerosis múltiple y Parkinson que padecen el problema de evacuación como resultado de su enfermedad.

Cada centro elegirá a los pacientes entre aquellos voluntarios que se presten a colaborar en una investigación médica que se antoja revolucionaria. Unos sesenta, treinta y treinta respectivamente, serán de las áreas de influencia asistencial de MútuaTerrassa y CST. El resto, hasta unos 180, participarán en el proyecto escocés. Antes de su puesta en marcha, las pruebas han obtenido las aprobaciones de los comités éticos asistenciales de los hospitales y las agencias nacionales de investigación médica.

Apoyo europeo
La Unión Europea ha apostado por el proyecto. De hecho, ha posibilitado su desarrollo con la aportación de 1,2 millones de euros de Horizonte 2020, su programa de innovación e investigación para pequeñas y medianas empresas que pretendan acelerar “la introducción de soluciones TIC para salud, bienestar y envejecimiento sano”. Los responsables de este programa de ayudas eligieron a usMIMA entre más de 1.300 firmas europeas que aspiraban a la misma ayuda.

En diciembre pasado, en la EIT Health Summit de Londres, que forma parte del programa Horizonte 2020, Mowoot recibió tres reconocimientos. Fueron dos primeros premios: a la empresa (Start-up) mejor valorada por el público profesional del sector de la innovación en medicina en la categoría Medtech y al proyecto más valorado y votado de todas las categorías del evento; y el segundo premio del jurado, integrado por inversores, en la categoría Medtech.

Como destacan sus promotores, el método Mowoot es un dispositivo pionero, el primero de carácter fisiológico, no farmacológico ni invasivo, contra el estreñimiento. No tiene efectos adversos y ofrece más independencia al paciente, que puede utilizarlo sin ayuda de un profesional y reduciendo el número de desplazamientos a un hospital y la contratación de un servicio a domicilio.

Es un cinturón “wearable” (se puede usar mientras se realizan diversas actividades, como si se tratase de una prenda de vestir) de uso sencillo. Su tecnología es neumática: se infla con aire. Se conecta a una consola desde la que se puede programar el masaje y seleccionar su duración e intensidad. UsMIMA subraya que el dispositivo no es una máquina de electroestimulación, y por ello no provoca efectos adversos como el aumento de espasmos.

El objetivo de los investigadores de usMIMA ha sido emular las técnicas propias del masaje manual “reproduciendo el que realizan regularmente los profesionales especializados como fisioterapeutas, enfermeros y auxiliares en pacientes con lesión medular, ictus y Parkinson principalmente”, pero también en casos de personas que sufren estreñimiento crónico relacionado con otras patologías.

Número y calidad
Otros ensayos y pruebas piloto han precedido a los que tendrán lugar en Terrassa. Fueron estudios con un número reducido de pacientes. Los resultados, sin embargo, se revelaron óptimos, según la empresa. En el 2015, en colaboración con la Fundació Esclerosi Múltiple, se obtuvieron los primeros datos: los beneficiarios veían aumentar el número y la calidad de sus deposiciones y bajar el tiempo de evacuación. Las sugerencias y explicaciones de experiencias de los pacientes sirvieron para mejorar los primeros prototipos.

UsMIMA llevó a cabo en el 2016 una prueba piloto con el sistema actual, prueba que confirmó avances en la frecuencia de evacuación y en la calidad de las heces. Se redujo “la gravedad del estreñimiento en las personas participantes en el estudio”. Los impulsores del sistema afirman que su utilización abarata el coste del tratamiento convencional: una persona con problemas de estreñimiento crónico se gasta en España una media de 700 euros al año en laxantes, dinero que en ocasiones llega a los 2.000 euros y que la sanidad pública no reembolsa. Una unidad Mowoot cuesta 699 euros. El estreñimiento afecta a un 15 por ciento de la población general, sobre todo a personas mayores y a mujeres.

LA CIFRA DE AFECTADOS

7.000.000

Se calcula que en España unos 7.000.000 de personas padecen estreñimiento crónico. En Europa y Estados Unidos la cifra de afectados ronda los 150.000.000. Según los cálculos difundidos por usMIMA, esas cifras suponen unos 100 billones de euros anuales de coste, sumando los de todos los sistemas de salud nacionales

Publicitat
To Top