Publicitat
Vallés

El Aplec de Sant Miquel de Toudell fue multitudinario

Más de 300 personas participaron el domingo en el Aplec de Sant Miquel de Toudell, que se llevó a cabo en la ermita del mismo nombre, en el polígono de Can Mir de Viladecavalls. Se trató de uno de los aplecs más concurridos que se recuerdan, en el que hubo muchas actividades culturales y festivas, destacando el bautizo y la presentación de un nuevo capgrós inspirado en la bruja Ramona Porta.

Con el bautizó del nuevo capgrós los impulsores del aplec, la Associació Amics de Sant Miquel de Toudell, celebró sus diez años de existencia. Además de organizar estos encuentros, la entidad se dedica también a velar por la conservación del edificio románico.

Antes de la presentación del capgrós inspirado en la figura de la bruja Ramona Porta, el director del Arxiu de Terrassa, Joan Soler, ofreció una pequeña charla sobre el fenómeno de la brujería. Explicó que a inicios del siglo XVII, muchas mujeres inmigrantes, pobres, viudas o simplemente marginadas de la sociedad fueron injustamente acusadas de brujas y condenadas y colgadas por ello. Ese fue el caso de Ramona Porta, vecina de Sant Miquel de Toudell, quien en 1620 fue colgadas junto con otras mujeres en Caldes de Montbui.

Tras la explicación histórica de Soler, se presentó el nuevo capgrós, elaborado por la badalonense Anna Riera, que fue bautizado en presencia de sus padrinos, los gegants de La Planassa, el Trumbot del Casal y los Petits Dracs. Luego se tocó música del siglo XVII, que sirvió para acompañar la actuación del Esbart Egarenc, en compañía de los gegants y capgrossos.

Pintura
El Aplec se inició a las diez de la mañana con una caminata desde la parroquia de Sant Miquel de Sorbet del núcleo urbano de Viladecavalls hasta la ermita, donde una hora más tarde se celebró una misa oficiada por mosén Joan Làzaro y con la participación del Cor Sant Martí de la localidad.

También se llevaron a cabo unos talleres y un concurso de pintura rápida entre los más pequeños y un certamen de fotografía entre los adultos. Los encargados de impulsar la iniciativa fueron los ilustradores terrassenses Pol Serra y Montse Rubio, quien otorgaron unos premios populares de pintura y fotografía.

Durante la jornada tampoco faltó la tradicional paella, a la que se sumaron numerosos asistentes, y un baile de sardanas.

La Associació Amics de Sant Miquel de Toudell, que fue fundada en el año 2008, la conforman vecinos de las casas de Can Mir, gente de la parroquia de Viladecavalls y otros vecinos del municipio o personas que aprecian este monumento románico.

El butlletí matinal del diari, Bon Dia Terrassa
Cada matí al teu correu. Gratis.

Llegeix la nostra política de privacitat per a més informació.

Publicitat
To Top